PERSUM Clínica de Psicoterapia y Personalidad
C/ Uría 18 3º derecha - 33003 Oviedo Asturias (ESPAÑA)
Inicio > Especialidades > Trastornos de personalidad > Características del trastorno pasivo-agresivo de la personalidad
Trastornos de personalidad

Características del trastorno pasivo-agresivo de la personalidad

Publicado el 15/05/2018.
Por Esther Blanco , última actualización el 31/10/2019
Compartir:
Facebook
Twitter
LinkedIn
  • Se caracterizan básicamente por buscar la compañía de los demás pero al mismo tiempo y debido a su gran ambivalencia, les rechazan y alienan. Por un lado la persona quiere que alguien cuide de él o haga su vida gratificante, pero por otro lado, no quiere perder autonomía o libertad y le disgusta aceptar indicaciones y mandatos, en general de aquellos de los que dependen. Están atrapados entre la intensa dependencia y la demanda de autonomía.
  • Desea por un lado sentirse independiente de los demás y por ello le disgusta acatar las órdenes de los demás no cediendo ante el otro; pero por otro lado desea contar con el favor del otro puesto que el pasivo-agresivo es muy dependiente, y no puede permitirse la confrontación directa y el ser asertivo, puesto que corre el riesgo de perderle. Para solucionar esta ambivalencia entre querer oponerse al otro sin ser asertivo y buscar la confrontación, utiliza estrategias de resistencia a las órdenes indirectas recurriendo a la posposición, la ineficacia y la obstinación, así como mostrando conductas de oposición y fastidio hacia los demás. Si el otro se enfada por la oposición del pasivo-agresivo actúan ofreciendo una imagen de perplejidad o ineptitud, aparenta haberse olvidado del asunto o se ofrece al otro con una imagen indolente.
  • Sus creencias son: “Si sigo las normas pierdo libertad”, “si alguien llega a conocerme seré vulnerable”, “si dependo de alguien no tengo capacidad de decisión”, “no imponiéndome a los demás directamente estoy a buenas con los demás”, “no debo seguir los pasos de nadie”, “dar el brazo a torcer significa que no tengo control”.
  • Se muestra resentido y envidioso de los demás haciendo comentarios desagradables sobres los que tienen más suerte que él.
  • Se ve así mismo con poca suerte, poco apreciado, gafado y ninguneado por los demás, muestra sentirse desilusionado de la vida, agrio y descontento.
  • Los demás les ven como obstinados, no cooperadores, desobedientes, quisquillosos, malhumorados, enfurruñados, pesimistas.
  • Aunque en ocasiones hacen confesiones genuinas de arrepentimiento, a la larga vuelven a mostrarse oposicionistas y malhumorados.
  • Raramente se culpabilizan a sí mismos.
  • Reaccionan ante la percepción de no sentirse apreciados.
ESQUEMA DE FUNCIONAMIENTO
Situación Pensamiento automático Emoción desagradable Conducta que disminuya la emoción desagradable
Mi suegra vine a casa y opina sobre el color de la pared de la habitación de las niñas “Ya viene a gobernarlo todo”, “¿quién es ella para decirme que color he de poner?”, “si me dejo acabará por mandar en mi vida”, “no he de contrariarla o se enfadará” Enfado Le digo que ha hecho una buena elección con la pintura pero luego lo pinto a mi manera. Cuando lo vea le diré que su color favorito no lo hay en la tienda.

Bibliografía:

  • Asociación Americana de Psiquiatría (APA). (2002). Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales DSM-IV.Barcelona: Masson. 2002
  • Asociación Americana de Psiquiatría (APA). Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales DSM-V. 5ª ed. Editorial Médica Panamericana. Madrid. 2018
  • Kernberg, O. F. (1999). Trastornos graves de la Personalidad. México: El manual moderno.
  • Kernberg, O. F. (2005). Agresividad, narcisismo y autodestrucción en la relación psicoterapéutica. México: El manual moderno.
  • Millon, T. (2006). Trastornos de la personalidad en la vida moderna. Barcelona: Masson.
  • Organización Mundial de la Salud. CIE-10 Clasificación Internacional de enfermedades 10ª edición. Ed. Panamericana; 2000
Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial